Mundo de Rol

Conectarse

Recuperar mi contraseña


Últimos temas
» Clase Nº1: Introducción y relleno de la ficha.
por reokabelo Miér Jul 19, 2017 9:44 pm

» Un nuevo amanecer
por Mr.Death Mar Jun 27, 2017 6:30 pm

» He vuelto! (Aunque no se cuanto durará)
por Adamaris Dom Mayo 07, 2017 5:31 am

» Necesito decir esto
por Devi W. Blood Vie Mar 17, 2017 5:48 pm

» Edorian { ✰ } Wunderlich Stella✨
por Thama Dom Feb 12, 2017 6:57 pm




Mundo de Rol
Es una creación de Captain. Copiar la temática del foro o crear un foro idéntico a este, ya sea por diseño o contenido, se considera litigio o plagio.
Skin creada por Zorra para Mundo de Rol.

Agradecimientos especiales a Zorra y Capullito Z por la ayuda que nos ha brindado, a los creadores de los diferentes recursos utilizados para el diseño del foro. Especialmente a OurSourceCode por sus muy útiles tutoriales.

A LaufeysonSister por darnos permiso de utilizar su hermoso tablón de anuncios.

Ninguno de los personajes utilizados en el diseño nos pertenecen.

Nox Noir Nero "Cuachita" ©
Es un personaje ficticio creado, diseñado y dibujado por Captain. Cualquier similitud con otra criatura es mera conciencia. No copiar ni utilizar en cualquier otro lado que no sea Mundo de Rol.


AFILIADOS ÉLITE

AFILIADOS NORMALES
titulotitulotitulotitulotitulo

H E. I S. H E R E . . .

Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por MissNikkiLotte el Jue Jul 24, 2014 3:07 am

Recuerdo del primer mensaje :




"…Estás allí ¿No es cierto?
¿Qué quieres? ¿Por qué…?

¿Acaso no puedo estar en paz mientras estoy con ellos?
¡Lo sé! ¡Ya lo sé! Pero no lo lograras, no dejaré y no te lo permitiré. Aunque este con ellos no serán un obstáculo para mi ¿Sabes? ¿Es lo que quieres oír? Supongo que no… pero, sea como sea… No dejaré que… que…

¡Ya para de una vez!

Por favor


Por favor...

..."


- - - - - - - -


Carolina del Norte, E.E.U.U
Sábado 24 de Noviembre, 2012


Esa mañana, fría y nublada, templada mañana a las 7:00AM resulto ser un día bastante agradable al despertar con el sonido de cierta alarma que programaste antes de dormir emocionado a que comenzara el día siguiente.
¿No fue así? ¿No? Entonces ¿Cómo fue que despertaste…?

¿Si recuerdas que día es hoy, no? Es invierno, apenas está comenzando, las brisas heladas que recorren las calles impiden que salgas como antes; a toda prisa para disfrutar de los rayos solares. Ahora prefieres estar arropado en tu cama cubriendo hasta la punta de tu nariz buscando hasta lo minino de calor bajo tus sabanas para abrigarte iniciando esa pereza para levantarte. Pero ¿Qué prisa tienes? El colegio dio por fin su aviso de vacaciones de invierno y una amiga, conocida, cercana, incluso compañera de colegio, te pregunto si querías pasar estas dos semanas en una casa, casa que queda a kilómetros de la tuya, casa dueña de una persona que puede que conozcas o… puede que no, una casa rodeada por una cerca de frondoso bosque respirando los últimos meses que le queda de vida antes de rejuvenecer nuevamente el año entrante.

¿Ya lo recuerdas? ¡A que si!
Hoy, te quedaste en juntar con esos compañeros de clase, amigos, cercanos en una parada de autobús. Es por esta razón que tu despertador sonó temprano e, irónicamente, esa parada que redirige y inicia tu aventura queda cerca de la escuela. Irán tú y otras 10 personas contigo. Dos adultos jóvenes en su etapa en alcanzar cierto grado de madurez en la experiencia de la vida, seis adolecentes luchando por su independencia en un mundo hostil y desconfiado y tres pequeños niños viviendo la vida disfrutando de cada momento de su efímera niñez.
Exactamente, 12


12

12 personas irán contigo…

Si, leíste bien, son 12 personas que estarán contigo en esa casa
¿Si los conoces a todos… verdad?

Aunque creo que sabes de quien más te estoy hablando...
¿No... es... así?


H E  I S  H E R E...
PROLOGO

Tu misión principal: Ir a la parada de autobús, pero antes, empaca tus cosas y toma tu desayuno.

Tu misión si eres un niño: ¡Busca a tus amigos!
Tu misión si eres adolecente: Tienes la responsabilidad de llevar el equipaje y preocuparte por tu niño a cargo. En el caso de la niña (Audrey) Ella esta en la casa de su primo hace un par de días.
Tu misión si eres el dueño de la casa: Haz viajado para encontrarte con el organizador en la parada del autobús (El camino hacia tu casa es bastante largo) con el fin de ayudar y esperar a tus invitados en la parada del autobús ¡No olvides llevar las llaves de tu casa! Y café, has despertado más temprano que el resto.
Tu misión si eres el organizador: Procurar que no falte nadie de tus invitados.

Tu misión si eres el 'elegido': Sal lo antes posible de tu casa... Pero discretamente, no alarmes a nadie o... podría enojarse mucho contigo.


¿Tengo vecinos? ¿Quiénes son?
- Vecindario uno: Bourne & Gallagher
- Vecindario dos: Müller & Greene


Leeme si quieres sobrevivir...:


Recuerda que cada sub sector tiene reglas específicas, aparte de esas reglas, estas son las mías:

- Requiere de actividad: Si te quedas inactivo, puedes estancar a los demás ¿Dejarás que él los atrape por tu culpa? No seré buena todo el tiempo...
-Procura dejar tu identidad en el icono de tu foto para que sepamos quien eres en caso de que hayas desaparecido.

- Si ves este símbolo en cualquier mensaje, tuyo, mío, el de algunos de ellos… no es bueno… Estate atento, este símbolo no aparece en las actualizaciones y es… importante.



- Si ves este otro símbolo en mis mensajes, significa que hay estática en los artefactos electrónicos (Teléfonos, celulares, televisor, radio, tu MP4, computador, cámaras). Si lo ves una sola vez, y desaparece, la estática fue leve. Si lo ves dos veces, es persistente y puede que se corte, pero regresará pasado unos minutos. Tres veces, es porque es insoportable y ya no sabes que hacer para que el aparato vuelva a funcionar.



- Para los adultos jóvenes:
- Son adultos, pueden tomar decisiones elaboradas y decididas en discusiones, son los que tienen la última palabra.
- Solo ellos saben conducir.
- Procura estar preparado

- Para los adolecentes
- Son aun pequeños, pueden tomar decisiones pero los adultos mandan, si no quieres obedecer, puedes ir por tu lado.
- Puedes hacer lo que quieres, mientras tengas el permiso de un adulto.
- No descuides a tus hermanitos

- Para los niños
- Si tienen pesadillas, no se las cuentes a los mayores que tu, ellos no creen en lo que tu si puedes ver
- Son libres de jugar hasta la hora de dormir
- Obedece y no te separes de tu hermano mayor.


Si tienes alguna duda, escríbeme. Veré si puedo ayudarte.
Buena suerte, la necesitarás...
avatar
MissNikkiLotte
Administrador
Administrador

Femenino Mensajes : 568
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 11/01/2012
Edad : 24
Localización : Sanatorio
Humor : As a little sadness bird

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por L U C H O el Sáb Ene 17, 2015 1:43 pm

El juego de la botella eh... qué...

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] }  { #76e6ec }

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
CASA DEL BOSQUE > Cocina
Con Audrey.
- - - - - - - - - - - - - - -

Todos parecían acomodados, hasta Brendon que continuaba de mala leche había bajado y estaba en la sala, puede que un sentimiento de compañerismo surgiera y quisiera conocer a los chicos (?!) realmente no lo sabias pero intuías que si por lo menos compartía el mismo cuarto con los demás todo podría marchar bien.

La pequeña Audrey, la prima de una de tus compañeros llamo tu atención —Eh... ¡Claro que puedes! Aunque... hablemos en la cocina, tengo que prepararles la cena ¿te animarías a postularte como ayudante en jefe de la cocina? me seria útil un par de manos extras.— Hablar con niños no era tu fuerte, pero al menos lo intentabas y realmente te seria de utilidad tener a alguien que te ayudara porque inicialmente se supone que serian menos personas y podrías ocuparte tu sola pero bueno la vida es triste.

Así que mientras estabas en la cocina calentando las salchichas y sacando las salsas para los hotdogs que serian su cena de la noche agudizaste la oreja, parecía que los muchachos habían comenzado un juego y por los momentos estabas ocupada cocinando como para poder ir a participar, que lastima, al menos luego seguramente podrías unirte a las actividades y cuando los niños y los mayores duerman sacar aquella botella de vodka... hehe.

Parecía que te esforzabas demasiado, pero estabas segura de que te considerarían la mejor de las organizadoras si lograbas hacerlos pasar un buen rato, ademas no es como si te diera un poco de pena perderte la primera diversión pero seguro vendrían cosas mas adelante... —¡Chicos. necesito que alguien me ayude a llevar las bebidas a la sala!— Quizás ya había gente sedienta así que lo mejor seria que alguien fuese repartiendo las bebidas mientras terminabas de preparar la cena...bueno, a fin de cuentas si ibas a necesitar bastante ayuda si querías tener efectividad.
avatar
L U C H O
Moderador
Moderador

Masculino Mensajes : 592
Reputación : 120
Fecha de inscripción : 22/01/2012
Edad : 21
Humor : poto

Ver perfil de usuario http://mr-vaporwave.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Perra el Sáb Ene 17, 2015 7:33 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Salón Cocina
Solo → Con Isabella y Audrey.
- - - - -


Era estúpido. Una tontería, una completa gilipollez estar preocupado por algo como un sueño. Brendon no era alguien supersticioso, no creía en nada sobrenatural, o espiritual; en nada que no pudiera ver... y sin embargo. Por más que tratara de convencerse de que no pasaba nada, de que estaba comportándose como un imbécil y que qué demonios te ocurre, seguía sintiendo esa presencia. La bestia del miedo parecía haberse olvidado de quién era, de con quién estaba, y ahora se asía a Brendon con fuerza, ganando.

Trató de calmarse enfocando su atención en otros puntos. En la televisión, que anunciaba desapariciones, asesinatos, caídas de bolsa: lo de siempre. Veía la imagen del periodista en la televisión, hablando con una estúpida preocupación mal dibujada en la cara, saltando de desgracia en desgracia como si nada. El mundo nunca iba a dejar de dar vueltas hacia el mismo lado, claro. Brendon se sintió asqueado, y el miedo volvió a morder.

El hacha atravesó tela, y después carne.

Como si alguien lo vigilara, la sensación de agobio se le anudaba a la garganta. Siempre se había considerado una persona lógica, racional... ¿Acaso alguien se estaba burlando de él? No, idiota. Eres tú, imaginándote cosas. Tal vez se estaba volviendo loco. Ya era hora.

Las voces de los niños chillando y jugando sonaban distantes, a pesar de que estaban a unos pocos metros de él. Quería correr, huir como en su sueño. Pero ¿adónde? Y, más importante... ¿de quién?

Enfadado consigo mismo por continuar con la paranoia, Brendon decidió salir del salón. Escuchó a los niños armando escándalo y empezando una ronda del juego de la botella. Quizás estuviera convirtiéndose en un chiflado, pero no iba a torturarse viendo eso. Además, besar a uno de esos niños... estaba seguro de que podían meterle en la cárcel por ello. Se alejó del foco de gritos y risas, y se dirigió a la cocina, donde Isabella y una niña parecían ocupadas preparando la cena.

Tal vez hablar con Isabella consiguiera que su mente se olvidara del fantasma del niño y el hacha. No podía someterse al tercer grado de sentarse con una panda de críos jugando a un juego cuyo único motor eran las hormonas o el alcohol, pero hablar con Isabella era algo soportable. Lo hacía todos los días, después de todo. No podía seguir eternamente enfadado porque hubiera traído a unos amigos a pasar la noche a su casa, con sus familias, gritando. Pensándolo mejor, sí, sí podía.

¡Chicos. necesito que alguien me ayude a llevar las bebidas a la sala! —gritó Isabella, aún de espaldas a Brendon, yendo de un lado a otro.

Brendon se acercó y empezó a agarrar las botellas que vio en la cocina sin mediar palabra... hasta llegar a la botella de Vodka. Isabella parecía tan ensimismada que no dijo nada cuando se giró hacia ella y alzó una ceja. Si la chica ya era un terremoto estando sobria, no quería imaginársela borracha. Brendon carraspeó para atraer su atención.

Hay niños ahí, Isabella. Y tienes 18 años todavía, te quedan tres para poder consumir este tipo de bebidas, me temo. —Brendon alzó la bebida con una sonrisa y la sostuvo con el brazo, para poder agarrar el resto de refrescos. —De hecho, estoy bastante seguro de que soy el único que puede beber esto. Tal vez debería quedármela para mí. Es mi deber como tu casero, claro está: quién querría que terminaras vomitando y manchando todo.

Brendon se rió. Probablemente ni Isabella ni ninguno de los niños que estaba en su casa eran mucho de fiestas o alcohol (habían permitido que trajeran a niños pequeños, por favor, quién hace eso). Si metían Vodka de entre medias, la noche acabaría mal, con un montón de jóvenes sin saber cuándo es el momento de dejar de tomar. No es que Brendon fuera precisamente el experto pero... mirando a Isabella, no es que hubiera que competir con mucho.
avatar
Perra
Roler
Roler

Femenino Mensajes : 88
Reputación : 37
Fecha de inscripción : 07/05/2014
Edad : 20

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Jack Frost el Jue Feb 05, 2015 4:40 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

En: Casa de Brendon → Entrada
Con: Jeffrey

Un momento después de haber llegado Isabella explicó la organización de la casa y las habitaciones asignadas para cada uno. Ezra se quedó sin palabras al oír que dormiría en la sala de estar. Bien, ese no era el problema, lo que le parecía incómodo o más bien lo que le hizo querer regresar a la ciudad en ese mismo instante fue el hecho de que tendría que compartirla con tres personas. Tres desconocidos. Una vez oído eso decidió salir.


Necesitaba despejar su mente, olvidar sus preocupaciones por un momento. Ni siquiera recordaba qué preocupaciones había tenido el día anterior ¿Habría dejado alguna para el presente día?


Se sentó en el escalón de la entrada de la casa observando como oscurecía el cielo cada vez más. Como las nubes lo cubrían a paso lento y como el bosque alrededor de la casa se tornaba lúgubre y sombrío, perfecto para su pasatiempo. Dibujó una tenue sonrisa pensando en escabullirse a mitad de la noche, pero una voz desconocida lo hizo alejarse de aquella fantasía.

— ¿No tienes nada mejor que hacer que congelarte aquí afuera? —
Desvió ligeramente el rostro para observar al chico que había efectuado la pregunta. Tragó saliva al verlo. Lo que había escrito era cierto ¡Él estaba ahí! Claro, claro, emocionarse por un asesino era normal para Ezra, pero no era como si el muchacho de pie tras él lo fuese pero ¡OMFG!.


La expresión en el rostro del peliazul no cambió en ningún momento mientras pensaba en todo lo que se suponía que haría cuando conociera a uno de sus héroes (?). La emoción decidió contenerla, lo mejor era actuar natural, como siempre y no es que fuese actuar como una fangirl o algo por el estilo, sabía perfectamente que se iba a ver como una especie de stalker en el futuro y no era algo que le quitara el sueño.

— Nop~ congelarse es más entretenido que estar en eso
Soltó refiriéndose a la algarabía que podía oírse desde el exterior. Estar en grupo solo le provocaba ansiedad, especialmente cuando no estaba en su zona de confort.



Ilu so much, boku no Rin
Spoiler:
avatar
Jack Frost
Moderador
Moderador

Masculino Mensajes : 411
Reputación : 56
Fecha de inscripción : 12/01/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por MissNikkiLotte el Miér Abr 08, 2015 12:21 am

▼▲

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬
Brendon's house
|| 1° Piso - En la entrada de la casa > Cocina & comedor||
||[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] ||


▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲▼▲

Ugh, no se porque habré preguntado, el chico era un total antisocial que prefería convertirse en un cubo de hielo que interactuar con otros, para colmo ¡Eso mismo estaba haciendo yo! Valla paradoja.
- Cómo quieras... - Le respondí desinteresado buscando al niño ese antes de que pescase un resfriado, aunque podría ser una buena excusa para estar solo y cuidar de él, de esa manera, no tendría que estar con el grupo, de todos modos, Maddie no me dejaría cuidarlo todo el día y si le llego a inisitir descubrirá mi plan y adiós tarde agradable de domingo
- ¡Eh, mocoso! Entrate si no quieres acabar en cama y comer sopa toda la semana - Le grite a la nada pensando que, si es que estaba jugando por allí, me escucharía. Entonces me marche a la cocina, cosa que... fue una malisíma idea.


¿¡UN JUEGO!?


Parpadee varias, varias, varias veces observando como ese castaño se le acercaba al niño pequeño ese para darle un beso
- Joder... - Lanze un suspiro pesado en el costado de la mesa en donde me localizaba sentado observando a todos con mala cara por ese asqueroso envase de Ketchup de dudoso posible consumo ¿De verdad me invitaron a jugar esto? Ni modo, acabaré con esto rápido si no apuesto a que me irán a buscar al cuarto.

Me levante bruscamente de la silla girando ese envase atento a la tapa del mismo, esa punta decidiría mi peor verguenza y vaya... que verguenza.
La gravedad del giro se detuvo justo en la persona menos agraciada de todos, aquel de lentes que... ¡Ni siquira recordaba el nombre!
- Odio este juego - me senté en la silla cruzando mis brazos subiendo mis hombros hasta el tope ignorando al que me hablará. Ni soñando que él era la bella durmiente y yo el principe, lo besaría ni en la mejilla ni en otro lado que se le ocurra, tiene otras hadas que pueden hacerlo mi.



[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬ ▬
Brendon's House
|| Junto a Isabella (?) ||


♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒ ♒

Como si Isabella fuera una hechizera de un libro de cuentos, inmediatamente, alejo su principal misión bajándola a segundo plano, su dulce voz y comportamiento la maravillaron pegándose como bicho o chicle a su zapato inmediatamente
- Con mucho gusto me gustaría ser tu ayudante - Con una gran sonrisa y entusiasmo la siguio hasta la cocina en donde inicio con imitarla con todo lo que ella preparaba, hacia o decia. Quién sabe porque, algo tenía Isabella que capturo la total atención de Audrey, algo mucho más fuerte para dejar sus ojos y atención de Lyle. Problamente, sería porque su esteréotipo los cumplía al filo de la palabra.

- Chicos. necesito que alguien me ayude a llevar las bebidas a la sala! - Observo al grupo de inservibles sentados jugando al maravilloso juego de la botella que sin duda, ella se animaria a unirse luego de ayudar con los preparativos, pero la poca disposición de tender una mano a la dueña de casa le enfado un tanto pidiendo en una aguda voz ayuda a los presentes sin importar que estos se molestarán con su insistencia

- Sean de útilidad si quieren beber o comer algo -


. . . . . . . . . . . . . . . . . . . .



if you invite me at the party...?

H E  I S  H E R E...
ESCENARIO UNO

The Brendon's House

Carolina del Norte, E.E.U.U
Sábado 24 de Noviembre, 2012
Hora: 22:03PM
Clima: Invierno, nublado

La fiesta apenas comenzaba a tomar cuerpo; las luces encendidas de la casa podían notarse a gran distincia y sin dudar, esa música que alguien se colo a poner daba la señal que algunos se levantarían bastante tarde al día siguiente cantando [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] acurrucándose en la deliciosa cama.
Pero... no, no, algo mal estaba pasando allí, por fuera de la casa se sentía una presión de paranoía y inquietud.

Dejarón la televisión encendida a bajo volumen puesta en un documental que pasaban a esa hora y sin nadie sentado en el sofá para apreciar la leve estática que dejaba el programa sin audio minutos después que el grito aclamador de Wyatt los invocará a todos en la cocina.

Los adolescentes se dedicarón a jugar con una vago plagio de la botella con un envase de Ketchup, el problema es que algunos ya no le parecía gracioso jugar de manera obligada allí. Sin embargo, tanto se enfocarón en si mismos que nadie, a excepción de dos personas, comenzarón a sentirse incómodos. No por la situación provocada que hubieran más hombres que mujeres para dar un beso, la idea de pasarse por el gracioso del grupo no los detenía por nada; la situación que ellos ignoraban y que no sabían era que un extraño visitante estaba pendiente de la puerta de entrada paseándose por cada ventana del primer piso ocultando, a través de las cortinas, su delgada y alta silueta disfrazada por la oscura noche.

Esa respiración y nerviosismo aumentó en quién denominamos por el elegido, nadie más que esta persona sabía que algo estaba allí y no tan solo lo sentía... podía escucharlo entre la radio con la música encendida, aquel áspero sonido que lo alertaba y le permitía huir, si, esa estática que cada vez se escuchaba más y más fuerte hasta que de golpe esa incómodidad creció al escuchar un ruido que, seguramente, alerto más a Matthew que a cualquier otro.


¿Qué escucharon?



- Master: Perdonad la horrible voz para Isa asdasd.
El que quiera gritarle a Audrey es libre (?)-


¿Un invitado sorpresa a la fiesta de la botella?

Nota: Este audio es desde el punto de vista del ente, lo que escucharon y alarmó a sus personajes esta a continuación


...


Elegido: Prolongar o acelerar


Quedate en la cocina

Ve con Matthew a ver a Otto


Solo el 'elegido' puede cambiar en este momento la historia, los demás pueden hacer lo que crean necesario.
Una de estas decisiones provocará la aparición de [...]


¡¿El perro esta adentro de la casa?!


Pedirle a Matthew que lo deje afuera

Darle permiso para que se quede dentro


Solo Brendon Westerfield puede tomar esta decisión, pero, por obvias razones, puede ser inducido por otros personajes.
Esta decisión tiene gran importancia para los días siguientes.

. . . . . . . . . . . . . . . . . . . .


Tu misión principal: Ve a ver que le pasa a Otto y porque ladra tanto.

Tu misión si eres un niño: ¿Tienes sueño?
Tu misión si eres adolecente: Divertirse y comer las botanas.
Tu misión si eres el dueño de la casa: Estas tociendo mucho y tu dolor de cabeza esta en aumento, deberías ir a dormir.
Tu misión si eres el organizador: Procurar que todos la pasen bien.

Tu misión si eres el 'elegido':Esa tos regresa... la inquitud también, dependiendo de tu acción, sucederá algo más contigo


Leeme si quieres sobrevivir...:
- Te sugiero que no salgas de la casa...

- ¡Ni se te ocurra abrir las ventanas!

- Permanece en algún grupo, estando solo es muy peligroso.

- En este momento, se localizan todos en la cocina y el pequeño comedor, algunos pueden estar en el salón con piano o en el comedor principal.

Primer piso:


[Recordatorio de habitaciones]
Matthew Gallagher, Wyatt Ross, Hye-sung Yoo, Jeffrey Jeff Mountberry > Habitacion con muebles (?)
Ulrich, Ezra, Lyle Neil Greene, Audrey Corvus, Fran Müller > Sala de estar

Segundo piso:


[Recordatorio de habitaciones]
Madeline Mountberry y Edmund Mountberry >Dormitorio de dos plazas
ISABELLA WICKHAM, ℬourne, ℋeaven > Cuarto de isabella (?)
Brendon Westerfield. > en su cuarto por nerd

- Es importante que dejes en claro donde estarás tú ahora, tu opinión será muy importante ¡No olvides quedarte dentro de la casa antes que se efectue la desición!
avatar
MissNikkiLotte
Administrador
Administrador

Femenino Mensajes : 568
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 11/01/2012
Edad : 24
Localización : Sanatorio
Humor : As a little sadness bird

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por L U C H O el Miér Abr 08, 2015 9:48 pm

OTTO NOOOOOOOO

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] }  { #76e6ec }

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
CASA DEL BOSQUE > Cocina
Con Audrey, Brendon ¿y los demas?.
- - - - - - - - - - - - - - -

¡Diantres! Isabella se mordió el labio con culpa cuando Brendon encontró la botella de Vodka que había conseguido, claro, a estas alturas de la vida su plan de chicos populares ebrios había quedado atrás cuando eso se transformo en un viaje familiar, un tono rojo se adueño del rostro del a muchacha que de por si al ser tan pálida el mínimo momento vergonzoso ya le causaba un cambio de color automático —Oye... que mi plan original no era este...— Pero era tarde, tal cual aprovechado el muchacho de gafas tomo potestad sobre la botella haciendo que Isabella le mirase con sospecha —No abuses, ¿que son esas desconfianzas conmigo? ¡vamos Brendon! relájate un poco, pero si tomas de esa botella tienes que apartarla para un momento en que también pueda probarla.— Ya para ese momento la muchacha de pelo negro saco de una encimera una gran bandeja, donde con su respectiva servilleta coloco una gran cantidad de hotdogs para sus invitados; por lo menos una de las niñas ya actuaba como su aliada y por unos segundos Isabella se sintió como esas muchachas que caminan en grupo por los pasillos y muestran poder gracias a que van acompañadas, eso podía sonar como una exageración, pero en la mente de la muchacha siempre fue su sueño hacer real una escena de caminata que hiciese a los demás pararse para observarla o simplemente hacerse a un lado.


Vaya sueños.


¡Bueno muchachos entonces vengan a comer! tengo también unos cupcackes por si a alguien le apetece un postre.— hecho el ultimo llamado, dejo la bandeja sobre la mesa del pequeño comedor y dejo a la vista el postre, el asunto de los refrescos quedo a menos del desgraciado que decidiese atender, parecía que había un problemin con el perro de Matt y por ende el dueño de la casa entraría en colapso —¿Quizás sea mejor dejar al perro dentro de la casa esta noche? por lo menos en el garaje, seguramente si esta en un lugar completamente nuevo estará algo alarmado... supongo...— Sí, la muchacha estaba a favor de que el perro se quedase dentro esa noche. Esperaba que sus palabras pudiesen ablandar el corazón de Brendon.

-----------------------
Off: post horrible huieheiuh lo hare mejor despues ):
avatar
L U C H O
Moderador
Moderador

Masculino Mensajes : 592
Reputación : 120
Fecha de inscripción : 22/01/2012
Edad : 21
Humor : poto

Ver perfil de usuario http://mr-vaporwave.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Nanix01 el Dom Mayo 24, 2015 5:27 pm

Spoiler:
Nombre y apellido: Madeline Mountberry

Sexo: Femenino

Edad: 21

Familiar/Familiares: Hermanos menores: Jeffrey y Edmund Mountberry

Personalidad:
Usualmente es una chica calmada, un tanto tímida pero cálida y amistosa, además de ser muy precavida; a pesar de esto, hay momentos... situaciones o cosas similares que provocan que su sumisa personalidad de un no muy agradable vuelco de 180 grados llegando a asustar a la gente con esa nueva faceta. Suele distraerse con facilidad cuando charla con alguien debido a que su atención está más enfocada en los movimientos que ocurren a su alrededor, ¿un poco paranóica?, puede ser.
Daría todo por sus hermanos, ellos son lo más importante para ella por lo que los proteje como si fuesen sus hijos, llegando a un punto de ser un tanto sofocante; con personas ajenas a su familia (mientras sean seres a los que quiera), también los cuidará como a muñequitas chinas. Es de echarse mucho la culpa cuando algo sale mal por más que haya sido una tontería.

Motivo por el cual llegaron te convencieron: Todo fue culpa de su hermano Jeffrey (?), esté muchachito fue invitado a pasar unos días a una cabaña cercana a un bosque, es por esto que Maddie no pudo evitar sentirse preocupada al dejarlo ir solo, por lo que fue con él arrastrando también al viaje a su hermano más pequeño, Eddie.

Relaciones:
-Jeff: No le gusta pelear con él, pero lo hace muy amenudo debido al modo de actuar de su hermano. A pesar de eso, lo ama con todo su corazón y lo acompaña en todo lo que necesita.
-Eddie: Al ser el más pequeño de los tres, lo cuida como a nada más en el mundo. A pesar de todo se llevan bastante bien, pero no puede evitar sentirse triste cuando su "otra personalidad" aflora y asusta al muchachito.

Apariencia:
Una muchacha linda y delgada, mide aproximadamente 1.64m y no posee muchas curvas provocativas. De piel blanca y tersa, casi sin ninguna imperfección, la mayoría de las veces desprende un delicioso perfume producto del jabón del baño.
Su rostro es de facciones finas, de nariz pequeña y respingada más unos grandes orbes marrones adornan su cara. Bajo sus ojos, suelen mostrarse unas no muy atractivas pero pequeñas ojeras producto de que no suele dormir muy bien por las noches.
Su cabello no es muy largo, le llega más o menos a la mitad de la espalda, este es lacio y de color castaño. Suele adornar un mechon de este con un par de clips rojizos.
Pasando a su manera de vestir es sencilla y nada fuera de lo común, camisas blancas y alguna que otra falda, el accesorio que rara vez quita de su atuendo cotidiano, es una larga bufanda roja, no importa que sea verano, ella no se quitará aquel objeto.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Tateyama Ayano - Kagerou project

Extras:
-Siempre lleva consigo estos objetos: Una videocámara, un block de dibujo de tamaño mediano y un par de marcadores negro y rojo.
-Sufre de mucha tos.
-Tiene algunas dificultades para recordar ciertas cosas de su pasado.
-Apenas cumplió la mayoría de edad, dejó a su familia para ir a vivir sola y cumplir sus sueños. Poco tiempo después, sus padres murieron y ella tuvo que llevar a sus hermanos a vivir al nuevo departamento con ella.
-Trabaja a medio tiempo en una boutique.
-Está en segundo año de la carrera de medicina... pero es muy probable que terminé abandonándola por todo lo que sucede en su vida y con su personalidad.

Color de roleo: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

/Casa de Brendon: Sala de estar/ - /Cocina~comedor/
~Jugando a la botella con ¿todos? - ~

Un fuerte escalofrio recorria su espalda una y otra vez, de arriba hacia abajo como la suave caricia de los gélidos y delgados dedos de la muerte, una sensación horrible, espantosa... cruel. -Es terrible pero no es la imaginación de nadie ¡Tranquila! Las autoridades encontraran a los niños sanos y salvos, no pierdas la esperanza.- escuchó de pronto a su lado obligandola a que volteara para ver de quién se trataba. Aquel muchacho de cabello castaño y anteojos, una suerte que le hablara a Maddie para sacarla de aquellos perturbadores pensamientos.

La fémina tan solo observó el rostro del chico durante unos instantes para luego asentir con suma suavidad. Pero el chico no parecía contento con su vano intento de respuesta -¿Estás bien?- le preguntó al momento que rodeaba el sillón para mirar aún mejor el rostro de la chica. Oh dios, que verguenza, estaba muy cerca -¿Te duele algo? ¡Seguro tienes hambre! La cena estará lista en un momentito ¡Aguanta!-. Las mejillas de Madeline tomaron un fuerte color rosáceo e intentó ocultar aquello rápidamente escondiendo su rostro tras la ancha y rojiza bufanda que adornaba su cuello -No es eso- respondió con un tono de voz bajo evitanto chocar miradas con él. -En serio, no es nada- volvió a hablar intentando restarle importancia al asunto, era normal que él no supiese o tuviese la más mínima idea de que era lo que a Maddie le pasaba.... y dentro de todo.... le convenía jamás saberlo.

Luego de eso, el muchacho con anteojos tuvo la idea de jugar a algo para pasar el tiempo. Realmente era una fantastica idea, por lo que el muchacho no hizo esperar más tiempo y le fue a avisar a los demás. Tras unos segundos el chico regresó y le dijo a Madeline que fuera a buscar a sus hermanos a lo que ella dibujo una sonrisa en sus labios, asintió suavemente y sin emitir sonido alguno fue a comunicarle la idea del juego al resto de su familia.

¿Segundo piso? ¿El baño? ¿Sala con piano? ¿Dónde diablos se habían metido ese par?. No los encontraba por ninguna parte, hasta incluso había comenzado a preocuparse, pero para cuando se dió cuenta de que el único lugar que le faltaba revisar era el exterior de la casa... ellos ya estaban dentro y para su sorpresa la ronda de juego ya estaba casi armada. -Vamos a jugar~- canturreo feliz acercándose a Jeff para empujarlo con cuidado en dirección a la ronda.

Se hizo un espacio por entre los jugadores y observó como la botella de ketchup comenzaba a girar sin control alguno para definir el destino de los besadores. Maddie había deseado con todo su corazón tener la cámara filmadora entre sus manos en ese instante ya que las parejas elegidas si que habían sido divertidas  *Tal vez pueda escurrirme de la ronda unos segundos para ir a buscar la videocámara* pensó por un segundo aquella posibilidad. La noche iba genial, alegre y las preocupaciones que la chica había sentido con anterioridad lentamente se iban alejando gracias a las risas y los divertidos comentarios por parte de los presentes debido al juego. Incluso a ella misma le tocó besar a alguien aunque para su suerte, ¿tal vez?, fue una niña. Claramente le dió un beso en la mejilla porque heho, no quería ir a la cárcel (?) además de que no sería correcto.

Tomó uno de los hotdogs con su mano derecha mientras que con su mano izquierda ponía algunos mechones de su cabello tras su oreja para que estos no cayeran sobre la comida y se mancharan con los aderezos, pero apenas dada la primera morida, por alguna razón, el ambiente en el lugar comenzó a tomar otro aspecto. ¿Sería porque la mayoría ya estaban cansados de jugar? ¿Sueño tal vez?.... no, era otra cosa. Maddie afiló su oido y pudo oirlo bien por entre la música, aquello... sonaba de nuevo. Una nueva sensación de incomodidad se apoderó de su delgado cuerpo aferrandose con uñas y dientes de su piel. Nerviosa dejó la comida sobre la mesa y desvió su mirada del juego para pasearla por toda la sala y por todas las personas que estaban a su alrededor, buscaba desesperadamente algo, pero no podía verlo, porque no había nada inusual allí dentro de la cocina y el pequeño comedor.

Su respiración se agitó y nuevamente aquella poderosa tos regresó. Corrió la silla en la que estaba sentada un poco hacia atrás y giró su cabeza hacia un lado para toser sin escupir al resto de los invitados (?). ¿Por qué ahora? ¿Por qué justo ahora?. El perro de uno de los chicos comenzó a ladrar fuertemente provocando en Maddie una creciente ola de dolor de cabeza. ¿A caso podia ser que....?, no, no era eso ¿verdad?. No debía de ser nada, tal vez... otro animal... ¡Una ardilla!, oh si, el inconfundible aroma de una ardilla atrajo la atención del perro, eso es todo ¿cierto?. Sería mejor ignorar los ruidos y seguir comiendo, era lo correcto, sino más tarde a la mitad de la noche el hambre regresaría y tendría que bajar a oscuras las escaleras para asaltar la heladera. Ignorar... si, quedarse en la cocina con todos era lo mejor.

Rol off: Me quedo en la cocina *tiembla*

avatar
Nanix01
Roler
Roler

Femenino Mensajes : 713
Reputación : 79
Fecha de inscripción : 12/01/2012
Edad : 22
Localización : Detrás de ti ;D

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por bread.png el Dom Jun 07, 2015 9:18 pm

#D42629
- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
{ Con: Wyatt...y ¿Otto? }
HABITACIÓN CON MUEBLES

Cualquier beso con shotas se vio detenido en el acto, exactamente en el momento en el que Isabella entraba con comida, que por cierto olía deliciosa, y su perro, su querido Otto, el good dog, best friend de su vida ladraba con desesperación, generando una mueca de clara preocupación en el rostro del castaño ¿Acaso le había ocurrido algo? Su mascota era por lo general muy tranquila, y rara era la vez en la que se erguía en escándalo sin motivo. Además estaba el hecho de que pocos, de hecho solo Wyatt, sabía que estaba dentro ¡Y aquello le traería problemas!

Matthew estuvo a pocos segundos de ir corriendo a la habitación en donde lo había metido, sin saber bien con qué excusarse para ir a buscarle al otro lado de la casa, pero entonces Isabella alzó la voz en el grupo dándole una coartada perfecta  —¡CONCUERDO! Isabella eres muy inteligente ok. Yo iré a entrarlo, no se preocupen, quizás le ladra a una ardilla o algo ahhaahaha...ha—Su voz sonó acelerada mientras se levantaba de la ubicación previa, sonriendo de la forma más casual en la que se podía permitir e incluso tomando uno... dos hot dogs —Uno para Otto, pobrecin corrió todo el camino hasta acá— Estaba listo para ir, ir y calmar a su perro, pero entonces un alivio surgió en su cabeza: tenía un cómplice. Si moría, morían juntos —WYATT, D U D E, acabo de recordar que necesitaré tu ayuda vamos, vamos

Caminó a paso rápido a la habitación, arrastrando del brazo a Wyatt y rogando porque nadie (Brendon) le preguntara por qué no se dirigía por la puerta principal a buscarle, pero anteriormente había entrado por la ventana a Otto en la habitación donde dormirían, así que desde ahí debería estar ladrando —Otto como le estés ladrando a la pared de nuevo te juro que AY—Y el muchacho se detuvo unos segundos, un escalofrío recorriendo su espalda antes de que pudiese abrir la puerta justo en frente a ambos —¿Otto? ¿Estás bien?—Preguntó, su mirada buscando al animal.





Someone who can’t see the opponent standing right in front of them
can’t defeat the opponent that lies beyond


avatar
bread.png
Tutor
Tutor

Femenino Mensajes : 210
Reputación : 66
Fecha de inscripción : 30/11/2013
Edad : 20
Humor : ✌✌✌✌✌✌✌✌✌✌✌

Ver perfil de usuario http://www.trayciclo.tumblr.com

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Cutethulhu el Dom Jun 07, 2015 10:45 pm


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Salón del piano
Espiando al resto.
¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯¯

Los pequeños dedos de su mano derecha se entretuvieron por un rato jugando a sonar las teclas del piano frente al cual yacía sentado, en su regazo equilibrando la granja de hormigas que lo acompañaba y en su mente luchando por liberarse de la idea del sitio en el que estaba. Una aguda, una grave, un par de las del medio, Edd iba componiendo su propia melodía de resentimiento y pereza concentrado en lo que fuera que sus mascotitas hacían. Eh, de noche no hacían mucho.

Las notas morían rápido, ahogadas por el alboroto de la habitación conjunta donde los más grandes jugaban y gritaban cosas de grandes comiendo algo que a él no le hacía mucho apetito ahora. La puerta estaba abierta para que sus hermanos pudieran echarle un ojo y para que el castaño no se sintiera solo, la cansada mirada del niño asomándose por el rabillo a espiar lo que pasaba adentro. Tosió.


"¿...Maddie me compraría un piano?" Una sonrisa ilusa curvó sus labios en lo que se enderezaba como todo un compositor y volvía a su obra de ruido, tratando de hacer menos las ansias con su nuevo juguete en lo que el malhumorado dueño de casa tardaba en seguro echarlo a patadas de vuelta a la cocina. Dejando la granja cuidadosamente apoyada a un costado combinaciones torpes bailaron entre sus dedos que se creían expertos. "¡Soy bueno tocando!" No era bueno en absoluto.

Las fuertes quejas del perro mancharon e interrumpieron su humilde sonata, y Edmund se cuestionó si es que lo habían traído a la casa porque de todos los sitios posibles ciertamente no parecía estar ladrando afuera.

...Huh.

Escuchó a sus espaldas dos sillas corriéndose en lo que sus ocupantes se alzaban y giró la cabeza creyendo que saldrían por su lado, pero no. Sus orbes café viajaron momentáneamente entonces a fijarse en sus hermanos y lo que hacían, deteniéndose en Maddie porque al otro no podía verlo desde su posición. Aflojó el rostro con algo de angustia: Madeline parecía rara. Se encorvaba algo apartada del grupo y sus hombros se agitaban en espasmos que para ese punto no le escondían nada al chicuelo. ¿Sus ataques otra vez...?

Permaneció tieso en el asiento de madera, esperando que alguno de los más cercanos se dignara a notarla y hacer algo al respecto. Jeffrey ya lo había sacado del cuarto las suficientes veces como para enterarse de que a su hermana no le agradaba que el niño la viera así. Y para ser sinceros, a Edmund le daba un poco de miedo. Un suave pero frío cosquilleo trepando por sus manos y columna, erizándole la piel y el vello que no tenía. Adiós entonces a las ilusiones entre las teclas monocromas. No quería, no quería y no quería estar allí.


#DóndeEstáLP

         
xx xx xx xx xx xx xx xx xx xx xx


This ship will carry our bodies safe to shore:

Don't listen to a word I say, hey.

la vaca cocina:



[ 足立透! ]

avatar
Cutethulhu
Tutor
Tutor

Femenino Mensajes : 409
Reputación : 95
Fecha de inscripción : 19/02/2013
Edad : 21
Humor : Will you please beat the shit out of me, Kanji ♥

Ver perfil de usuario http://kagerouchan.tumblr.com

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Vignette April Tsukinose el Jue Jun 11, 2015 5:57 pm

#dc143c
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Comedor pequeño
【 Absorto en la pantalla del psp. 】

★ ☆ ★

La aburrición en el chicuelo era tal que había accedido jugar algo con los más grandes, una suerte de plagio al juego de la botella con la única excentricidad de que la botella en este caso era un envase de ketchup. Observó el envase girar con impaciencia entre los demás, hasta que finalmente llegó su turno; dicho objeto los señaló a él y al sexy castaño de nombre Matthew, a quien no conocía muy bien pero tenía idea de que era amigo de Wyatt, el hermano del coreano gruñón con el que solía jugar a veces junto a Audrey.

Fran tragó en seco, no no no no, no quería que su primer beso fuese así de imprevisto, ¡a penas tenía 11! Y mucho menos con un chico, qué diablos les pasa a esta gente. Mientras más veía acercarse al muchacho el pelirrojo retrocedía, hasta que la voz de Isabella interrumpió el acto, oh, le debía la vida a esa mujer.

Oh y ella no venía con las manos vacías, traía comida, su pancita gruñó dándole a entender que en serio esos hot dogs se veían apetitosos. Como si no hubiese comido en tres días se sentó a la mesa totalmente enérgico, habrá comido 2... o 3... o ¿4? Quién sabe, con la velocidad en los que los devoró fue imposible contarlos. Una vez con el estómago lleno y el corazón contento recién prestó atención a su alrededor, al parecer hubo un problema con el perro de Gallagher, y luego otra chica empezó a toser desmedidamente al punto que tuvo que alejarse algo de la mesa para no toser sobre la comida de los demás, Fran mostró confusión con mezcla de preocupación infantil por la muchacha sin embargo no quiso ser demasiado metiche y volvió a lo suyo.

Aprovechando que los demás estaban muy distraídos y él ya había cenado, de entre su ropa hizo aparecer un aparato rectangular, una psp. Oye ya había llevado más de medio día sin jugar un poquito, no le haría nada mal...

Tal vez más tarde iría a jugar con Audrey o algo así, había dormido demasiado a gusto ese día, pues claro incluso había llegado tarde a la parada del autobús, nunca iría a admitir que era un niño irresponsable (?).


--
OFF: ajfhjkh es un asco el post pero idk no quiero que Fran muera sin haber tocado un videojuego antes (?)
avatar
Vignette April Tsukinose
Roler
Roler

Femenino Mensajes : 353
Reputación : 19
Fecha de inscripción : 06/03/2012
Edad : 19
Localización : ?
Humor : Fuck. Off.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por MissNikkiLotte el Dom Ago 23, 2015 1:49 am



The nightmare starts now...

H E  I S  H E R E...
ESCENARIO DOS

Brendon's House

Carolina del Norte, E.E.U.U
Sábado 24 de Noviembre, 2012
Hora: 22:05PM
Clima: Invierno, nublado

Su respiración agitada se podía escuchar desgarradoramente corriendo a la única pista que había dejado ella en la recámara. Esa casa, la única con luces encendidas para guiar su camino. Sus ojos húmedos resguardando la única posibilidad de encontrarla allí a salvo era el impulso necesario para salir despavorido y tomar el riesgo de terminar lastimado producto de su insistente mirar hacía atrás...

Los ladridos de advertencia de Otto quebrantarón el ambiente perfecto de diversión pero no fue lo suficiente para evitar lo que pasaría a continuación. Matthew abrío la puerta con una inusual paranoía preguntándole a Otto si se encontraba bien, pero el perro continuó ladrando insistentemente y, al ver una salida, su instinto animal lo dominó a perseguir al intruso.

Corrió hasta la puerta de la cocina ladrando como si esta pudiera dejar entrar a alguien indeseado pero, tan pronto como llego allí, silenció en solo gruñidos clavados a lo que fuera que estuviese del otro lado.

¡¡BRENDON, ABRAME POR FAVOR!! ¡¡BRENDON!!

Los puños de Jonathan, el vecino, comenzarón a golpear fuertemente la puerta de entrada a la casa con una voz dominada por temor asustando a más de uno por la inoportuna aparición del sujeto.


Que ya no sea un secreto entre ambos...


Sentiste como la ansiedad pronto no te dejaba respirar cuando creíste verlo en sala. Te hablaba a tráves de la radio y nadie más que tu podía escuchar y entender el peligro que corrían todos ¡Te estaba volviendo loca!

Sabías que si seguías escapando, él te haría pagar el precio de la peor manera y ya habias huído lo suficiente como para hacerlo enojar. Comenzaste a temblar, tu mundo daba vueltas y vueltas en esa idea que el te metía a fuerzas y distorcionaba tu propia realidad. El ente que te acosaba día y noche te dominó completamente. Podían ser los gritos, los ladridos, las voces que extirparón la poca cordura que te quedaba como filosas láminas destrozaron el deseo de seguir presente en la sala; explotaste sin razón aparante.

Ya es demasiado tarde...

Esas pesadillas ya no serán invenciones cuando vayas a dormir...

...



Elegido

Corre a tu habitación

Encierrate en el baño


El 'elegido' esta al filo de perder la cordura.


¿Lo dejarás afuera?

Ir a atender a Jonathan

Quedarse en la cocina



. . . . . . . . . . . . . . . . . . . .



Tu misión principal: Un hombre esta pidiendo ayuda, lo más sensato sería ir a ver que ocurre y cerciorarse que no sea grave.

Tu misión si eres un niño: Los gritos y el ambiente tenso te han alarmado, el sueño ya no precede pero la curiosidad domina.
Tu misión si eres adolecente: Cerciorarse que no sea grave la situación o calmar a Otto.
Tu misión si eres el dueño de la casa: Pese a tu dolor de cabeza, estas conciente de la situación.
Tu misión si eres el organizador: Cerciorarse que no sea grave la situación.
Tu misión si eres el 'elegido':Busca un lugar seguro donde poder relajarte, no puedes expotar de tal manera frente a tantas personas, sin embargo, tu paranoía crece, sientes esa necesidad de dibujarlo por todas partes.


Leeme si quieres sobrevivir...:




Primer piso:


[Recordatorio de habitaciones]
Matthew Gallagher, Wyatt Ross, Hye-sung Yoo, Jeffrey Jeff Mountberry > Habitacion con muebles (?)
Ulrich, Ezra, Lyle Neil Greene, Audrey Corvus, Fran Müller > Sala de estar

Segundo piso:


[Recordatorio de habitaciones]
Madeline Mountberry y Edmund Mountberry >Dormitorio de dos plazas
ISABELLA WICKHAM, ℬourne, ℋeaven > Cuarto de isabella (?)
Brendon Westerfield. > en su cuarto por nerd

- Es importante que dejes en claro donde estarás tú ahora.
avatar
MissNikkiLotte
Administrador
Administrador

Femenino Mensajes : 568
Reputación : 57
Fecha de inscripción : 11/01/2012
Edad : 24
Localización : Sanatorio
Humor : As a little sadness bird

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por L U C H O el Mar Sep 01, 2015 10:57 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] }  { #76e6ec }

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
COCINA > ENTRADA
¿Con Brendon? A punto de dispararle atender a Jonathan [/i]
- - - - - - - - - - - - - - -

Se sentía como un altísimo miembro de PETA durante el importante intercambio de palabras que se haría para saber donde ubicar a Otto, parecía que sus palabras habían animado a Matt para que comprendiera que mientras mas rápido hiciera las cosas menos se podía negar Brendon porque lo hecho ya estaba hecho (?) —¡CONCUERDO! Isabella eres muy inteligente ok. Yo iré a entrarlo, no se preocupen, quizás le ladra a una ardilla o algo ahhaahaha...hadoki doki en su mente la muchacha de pelo negro posaba orgullosa ante aquella inesperada respuesta por parte de su crush. Aun así, entre los niños comiendo, el perro y Madeline con su ataque de tos parecía que la noche no iba taaaaaaaan bien como imaginaria, es decir, aun era muy temprano para sacar conclusiones pero esperaba que todos estuviesen reunidos payaseando y no esparcidos por la casa a lo cada quien en lo suyo.

Sin previo aviso Otto llego ladrando hasta la cocina, causando aun mas escándalo del que hacia donde fuese que estaba — ¡M-Matt trata de calmarlo! — Exclamo Isabella. sintiéndose nerviosa porque el plan era que el perro se calmaría luego de que su dueño fuese con él y podría volver para dar a entender que era un buen chico y esas cosas felices, aun así la pelinegra se sorprendió al ver que una vez ahí se limito solo a gruñir y sin mas el ruido de los gritos del vecino de Brendon a punto de tumbar la puerta a golpes rompieron los nervios de Isabella — OH POR DIOS... ay... ¡¿pero que le ocurre a ese hombre hoy?! Brendon, por favor acompáñame. — mirando con reproche hacia la puerta la vez que caminaba hacia ella un tanto enojada (un tanto no, Isabella ya quería cortar cabezas) ya le iba a cantar unas cuantas por asustar a sus invitados, seguro el perro de Matt se había percatado de que estaba cerca y por eso causo tanto alboroto ¡si es que...!

Ir a atender a Jonathan


Off: No estoy seguro de si era yo quien debía ir con Jonathan o era una decisión que podía tomar cualquiera *suda* anyways me llevo a Brendon como escudo humano si algo pasa (?
avatar
L U C H O
Moderador
Moderador

Masculino Mensajes : 592
Reputación : 120
Fecha de inscripción : 22/01/2012
Edad : 21
Humor : poto

Ver perfil de usuario http://mr-vaporwave.tumblr.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Koga el Mar Sep 01, 2015 3:58 pm

ad8e5f
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
En: La cocina - Habitación a.k.a el escondite de Otto - La cocina otra vez.-

Con: Matt - Los presentes en la cocina. -

-----
El juego de la botella de kétchup caducada se había pausado para tomar algunos refrigerios, el moto de Wyatt era nunca decir NO a la comida. El chico empezó a comer con velocidad ¡Los hotdogs eran la cosa menos satisfactoria del planeta! Podía comerse siete millones y nunca sentiría que le llenen el estómago, pero al menos tenía excusa para seguir comiéndolos, estaban muy buenos. El ambiente empezó a tensarse, la plática, los ladridos de Otto. La chica de la bufanda roja parecía incómoda ¿Otra vez? Wyatt se acercó a ella para cuestionarle sobre su situación pero Matthew fue más rápido.

WYATT, D U D E, acabo de recordar que necesitaré tu ayuda vamos, vamos

-¡O-Oh! Claro que sí, voy contigo justo ahora amigo Hehehe..he!- correspondió la excusa de Matt sin saber para qué demonios lo quería con él, ya podría hablar con el resto de invitados después ¡No iba a permitir que una fiesta con su presencia fuese así de tensa!

Ambos chicos se dirigieron a la habitación a la que secretamente habían metido a Otto y se asomaron para asegurarse del bienestar del perro, Wyatt estaba 99.9% seguro de que el perrin había visto una cucaracha, estaban en una cabaña casi inhabitada y en medio del bosque después de todo.
-Otto querido ¡El tío Wyatt está aquí! No temas más. – dijo Wyatt haciendo a un lado a Matt y luego siendo casi envestido cuando el perro salió a toda velocidad al ver que la puerta se abrió totalmente –¡DESPACIO MUCHACHO! – El castaño se encogió de hombros e hizo una mueca de preocupación al ver la dirección que había tomado el animal ¡Iba hacia la cocina! Oh no, problemas, problemas.

Wyatt golpeó a Matt en el hombro para que le siguiese hasta el paradero de su mascota y se detuvo en seco al escuchar el desgarrador grito de un desconocido en la puerta.

— ¡¡BRENDON, ABRAME POR FAVOR!! ¡¡BRENDON!! —

Wyatt abrió los ojos como platos clavando la mirada en la puerta, Otto seguía gruñendo sin razón ni objetivo a la puerta de la cocina y ahora había un extraño suplicando en la puerta principal ¿Qué jodidos estaba sucediendo? ¡Pero Oye! ¡Sabía el nombre del hombre amargo dueño de la cabaña… ¿Sería el vecino?

El muchacho se acomodó las gafas que se habían resbalado un poco por el sudor de su rostro y observó cómo Isabella y su novio se dirigían a atender la puerta. Sí, seguramente ellos manejarían mejor esa situación. ¡Por lo pronto… Otto!

Wyatt caminó (con un poco de miedo, había que admitir) hasta la cocina donde se encontraba el pobre cachorro gruñéndole con furia a la nada… O lo que fuese que estuviese del otro lado de la puerta… Extraño y aterrador.

El chico se arrodilló al lado del perro y lo acarició con delicadeza, pobrecillo, tenía todos los pelos erizados.

-¿Quién está ahí, muchacho? ¿Es un ladrón? ¿Quieres que abra la puerta para que lo ahuyentes?- le habló mientras le acariciaba, había leído que las palabras tranquilizaban a los caninos. También había leído que cuando le ladraban a la nada es porque había fantasmas, pero hay cosas que es menor ignorar según la situación.

Ugh... Qué desesperación. Tenía que tranquilizarse si no quería que le diese un ataque de asma ahí, solo empeoraría la situación.

Respira, Wyatt, respira.


---
Offrol:
Wyatt fue a tranquilizar a Otto ¿
avatar
Koga
Roler
Roler

Femenino Mensajes : 357
Reputación : 128
Fecha de inscripción : 15/02/2013
Edad : 24
Localización : Electroworld
Humor : Kinda mad

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Nanix01 el Vie Sep 04, 2015 7:14 pm

Spoiler:
Nombre y apellido: Madeline Mountberry

Sexo: Femenino

Edad: 21

Familiar/Familiares: Hermanos menores: Jeffrey y Edmund Mountberry

Personalidad:
Usualmente es una chica calmada, un tanto tímida pero cálida y amistosa, además de ser muy precavida; a pesar de esto, hay momentos... situaciones o cosas similares que provocan que su sumisa personalidad de un no muy agradable vuelco de 180 grados llegando a asustar a la gente con esa nueva faceta. Suele distraerse con facilidad cuando charla con alguien debido a que su atención está más enfocada en los movimientos que ocurren a su alrededor, ¿un poco paranóica?, puede ser.
Daría todo por sus hermanos, ellos son lo más importante para ella por lo que los proteje como si fuesen sus hijos, llegando a un punto de ser un tanto sofocante; con personas ajenas a su familia (mientras sean seres a los que quiera), también los cuidará como a muñequitas chinas. Es de echarse mucho la culpa cuando algo sale mal por más que haya sido una tontería.

Motivo por el cual llegaron te convencieron: Todo fue culpa de su hermano Jeffrey (?), esté muchachito fue invitado a pasar unos días a una cabaña cercana a un bosque, es por esto que Maddie no pudo evitar sentirse preocupada al dejarlo ir solo, por lo que fue con él arrastrando también al viaje a su hermano más pequeño, Eddie.

Relaciones:
-Jeff: No le gusta pelear con él, pero lo hace muy amenudo debido al modo de actuar de su hermano. A pesar de eso, lo ama con todo su corazón y lo acompaña en todo lo que necesita.
-Eddie: Al ser el más pequeño de los tres, lo cuida como a nada más en el mundo. A pesar de todo se llevan bastante bien, pero no puede evitar sentirse triste cuando su "otra personalidad" aflora y asusta al muchachito.

Apariencia:
Una muchacha linda y delgada, mide aproximadamente 1.64m y no posee muchas curvas provocativas. De piel blanca y tersa, casi sin ninguna imperfección, la mayoría de las veces desprende un delicioso perfume producto del jabón del baño.
Su rostro es de facciones finas, de nariz pequeña y respingada más unos grandes orbes marrones adornan su cara. Bajo sus ojos, suelen mostrarse unas no muy atractivas pero pequeñas ojeras producto de que no suele dormir muy bien por las noches.
Su cabello no es muy largo, le llega más o menos a la mitad de la espalda, este es lacio y de color castaño. Suele adornar un mechon de este con un par de clips rojizos.
Pasando a su manera de vestir es sencilla y nada fuera de lo común, camisas blancas y alguna que otra falda, el accesorio que rara vez quita de su atuendo cotidiano, es una larga bufanda roja, no importa que sea verano, ella no se quitará aquel objeto.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Tateyama Ayano - Kagerou project

Extras:
-Siempre lleva consigo estos objetos: Una videocámara, un block de dibujo de tamaño mediano y un par de marcadores negro y rojo.
-Sufre de mucha tos.
-Tiene algunas dificultades para recordar ciertas cosas de su pasado.
-Apenas cumplió la mayoría de edad, dejó a su familia para ir a vivir sola y cumplir sus sueños. Poco tiempo después, sus padres murieron y ella tuvo que llevar a sus hermanos a vivir al nuevo departamento con ella.
-Trabaja a medio tiempo en una boutique.
-Está en segundo año de la carrera de medicina... pero es muy probable que terminé abandonándola por todo lo que sucede en su vida y con su personalidad.

Color de roleo: [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

/Cocina/ - /Dormitorio de dos plazas/
~Con todos - Sola~

Los espasmos en su pecho no paraban, es más, incluso parecía que su tos iba en aumento haciendo así que poco a poco comenzara a dolerle la garganta. Mientras tanto, como era de esperarse, el dueño del perro fue a ver que sucedía con él, pronto los ladridos cesaron pero solo aquello solo fue ya que el perro comenzó a gruñirle a algo... y ese algo golpeó la puerta con suma fuerza una y otra vez acompañado del grito de -¡¡BRENDON, ABRAME POR FAVOR!! ¡¡BRENDON!!-

Un horrible escalofrío recorrió de principio a fin el cuerpo de la jóven Maddie junto con una fuerte sensación de inseguridad, -No no no no no....- comenzó a murmurar en voz baja. Estaba allí, podía sentirlo... la estaba mirando, se estaba acercando, no no no, ¡Allí en la cocina!. Durante un instante juró que lo había visto aparecer delante de ella, casi como si se burlara de su mente, jugando cruelmente con su percepción. Iban a tomarla por loca, eso estaba seguro, ¡Pero ella no estaba loca! ¡NO LO ESTABA!.... no... ella estaba bien... muy bien.. ¿verdad?

Le costaba respirar, su visión se tornó borrosa y pronto, inconscientemente dejó la comida sobre la mesa y rodeo su cuerpo con sus propios brazos, como si intentara auto-consolarse, cosa imposible a decir verdad ya que de un segundo a otro todas sus extremidades comenzaron a temblar. Tenía que parar, no quería seguir sufriendo... no... basta... basta por favor... por favor. Sintiendo como lentamente el mundo que la rodeaba se desmoronaba y las imágenes giraban sin control en su mente, cerró sus ojos y...

-¡BASTA!-

Gritó sin darse el tiempo para contenerse e instantaneamente llevó ambas manos a los costados su cabeza como si quisiera acallar las voces en su mente que le decían que gritara, que rogara a los cielo que aquello que la acosaba se detuviea y la dejara sola de una vez. Cada fibra de su cuerpo temblaba con fuerza, dandole notorio sacudones a su delgada figura.

No podía permanecer en la cocina un segundo más. Sin siquiera dar una explicación ante lo sucedido, se levantó de un salto de la silla y dando rápidos pasos sin dejar de agarrar su cabeza, se dirigió al segundo piso, a su habitación (o más bien a la que le asignaron). Dentro se sentó en el borde la cómoda cama, tenía que calmarse, más bien... tenía que hacerlo sino su familia... sus hermanos... no podía permitir que la vieran así de nuevo. Pero era algo tan dificil de lograr, el miedo la estaba consumiento con gran rapidez junto con aquella incontrolable necesidad de... plasmar aquella figura en un lienzo.

*
*
*


-Ayuda-
avatar
Nanix01
Roler
Roler

Femenino Mensajes : 713
Reputación : 79
Fecha de inscripción : 12/01/2012
Edad : 22
Localización : Detrás de ti ;D

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: H E. I S. H E R E . . .

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 3. Precedente  1, 2, 3

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.